No abandonar a su suerte a las personas y comunidades que más sufren en el mundo. Este es el mensaje que quieren lanzar, una vez más, las organizaciones católicas de cooperación y las congregaciones religiosas (Caritas, CONFER, Justicia y Paz, Manos Unidas y Redes)  que piden a las Administraciones públicas que apuesten por la transformación de la realidad social que nos rodea y por el cambio de un modelo económico injusto que genera desigualdad, vulneración de derechos en todo el mundo.

Con ese objetivo y en el marco de la iniciativa ‘Enlázate por la Justicia’, estas organizaciones convocan, por segundo año consecutivo, una Vigilia de Oración que se celebrará el próximo miércoles, 7 de mayo, en varias ciudades de todo el país.

En este acto, los cristianos están invitados a reflexionar sobre la realidad de lo que ocurre en el mundo, analizar las causas de la injusticia y la pobreza –que son las mismas en todos los países– y actuar para acabar con ellas. Esto implica reclamar a los poderes públicos que no abandonen a su suerte a las personas y comunidades que más sufren en el mundo, que cumplan los compromisos adquiridos en cooperación internacional y que lideren la aplicación de políticas en defensa de los derechos humanos y la solidaridad.

Sabemos que la apuesta por la cooperación al desarrollo puede transformar el escándalo contemporáneo de la injusta realidad que representan los 1200 millones de personas que viven en situación de pobreza o los 800 millones de hermanos y hermanas que pasan hambre.

En Madrid, el acto tendrá lugar en la Parroquia Nuestra Señora de Guadalupe (Calle Puerto Rico 1, metro de Concha Espina) a las 19:30 horas. Antes de la Vigilia, se celebrará un acto público en la entrada de la Iglesia en el que se leerá un manifiesto y actuará un coro africano. Pero Madrid no será el único escenario: como ocurriera el año pasado, la vigilia se reproducirá en distintas ciudades de la geografía española como Huesca, Valencia, Girona, Guadalajara.

La campaña ‘Enlázate por la Justicia’ es el resultado de la reflexión conjunta de estas organizaciones de la Iglesia que trabajan en el ámbito de la cooperación, y que reclaman un sistema más humanizado y solidario, en el que cuenten más los que menos tienen.

¡No te lo pierdas!