Para iniciar el cambio, hay que protagonizarlo.

Si bien nuestra lucha contra la pobreza y las desigualdades es algo que podemos realizar todos los días con actos cotidianos, cada año cobra especial relevancia pública durante la Semana Contra la Pobreza. En este 2015, se trata de una cita especialmente importante después de que Naciones Unidas haya adoptado los Objetivos de Desarrollo Sostenibles: 17 metas centradas en la reducción de las desigualdades y la sostenibilidad del planeta.

Las máquinas ya se han puesto a funcionar para hacer de esta semana un buen momento para analizar las implicaciones de esta nueva Agenda de Desarrollo. Además, también se aprovechará para llevar a cabo acciones de Incidencia Social, uno de los pilares fundamentales de Fundación PROCLADE de cara a los próximos años. “Exigiremos que comiencen a darse los pasos necesarios para que la Agenda Post2015 sea realmente efectiva. Así, demandaremos compromisos reales que se visibilicen en el marco de las elecciones generales”, explican desde la Coordinadora de ONG de Desarrollo de España.

Como todos los años, una de las fechas clave será el próximo sábado 17 de octubre cuando se celebrarán la mayoría de acciones en las que la participación de la ciudadanía es clave.

#FuturoEnComún

El trabajo en red es esencial para este trabajo contra la pobreza; es clave pensar juntos para poder dar la respuesta que como sociedad civil se nos exige. En este sentido, hace semanas se celebraba un ‘Encuentro Intersectorial sobre Pobreza, Desigualdad y Sostenibilidad’. Y todos los participantes coincidían en transmitir la siguiente idea: “sólo sumando fuerzas conseguiremos transformaciones reales”.