Con la financiación de la Diputación de Segovia, Fundación Proclade y Claretian Educational and Social Service Society se construyo la planta baja de la escuela de Don Bosco en Sevvapet durante el periodo 2001-2002. Fue inaugurada el 15 de agosto de 2002 y ha venido funcionando desde esa fecha. Al pasar el tiempo el número de niños en cada clase se ha incrementado y no hay suficiente sitio para ocupar a los niños. Esto ha llevado a la necesidad de ampliar la capacidad de la escuela para atender la demanda existente. Se construirán 5 aulas más con lo que aumentara la capacidad de la escuela para acoger a 150 niños más.

La asociación de padres de alumnos y alumnas junto con los profesores han visto la necesidad de ampliar la capacidad de la escuela.

Se convoca periódicamente una asamblea formada por padres de alumnos, vecinos de Sevvapet y los Misioneros Claretianos donde se discuten y acuerdan todos los aspectos relativos a la ampliación. De esta Asamblea surge el comité de construcción encargado de monitorizar el proceso. La principal motivación de los actores implicados es el bienestar y desarrollo integral de los niños, prestándoles la mejor educacion en las mejores condiciones que sea posible.