Se encuentra usted aquí

PREVENCIÓN Y ASISTENCIA JURÍDICA Y SANITARIA A PERSONAS VÍCTIMAS DEL SIDA

Versión para impresiónEnviar por emailVersión PDF
País: 
Honduras
Lugar: 
Departamentos de Cortés y Atlántida
Contraparte: 
Cáritas de Honduras. Diócesis de San Pedro Sula
Coste: 
428.262,68€
Estado del proyecto: 
Ejecutado
Cofinanciadores: 
Beneficiarios
Contraparte Local
Caja Madrid. Obra Social
Fundación Proclade
Año inicio: 
2003
Año fin: 
2004

Honduras, con una población de 6.000.000 de habitantes, tiene la incidencia de casos de Sida más alta de América Central, ocupando el quinto lugar en Latinoamérica de países con mayor incidencia de Sida. De acuerdo a reporte de La Secretaría de Salud Pública, desde el año 1985 hasta diciembre del 2001 se han registrado un total de 17.000 casos de SIDA, existiendo 60.000 personas contagiadas. Honduras ha contribuido a la cuenta de casos de Sida de la región Centroamericana con cerca del 60% del total de estos casos, constituyéndose así en una nación desproporcionadamente afectada por la pandemia.

Entre las poblaciones más afectadas se encuentran las mujeres jóvenes que empiezan sus relaciones sexuales a muy temprana edad con tendencia a formar uniones de hecho, esto se debe a una estructura cultural donde predomina el machismo, donde la mujer es socializada hacia la sumisión a la autoridad masculina, que se caracteriza por un ejercicio desigual de poder en las esferas de la vida cotidiana y donde los escasos niveles educativos afectan sensiblemente a la mujer.

El Proyecto pretende contribuir a reducir los niveles de Contagio de VIH-SIDA en los Departamentos de Cortés y Atlántida, Honduras, a través de educación preventiva en la población considerada de alto riesgo de contraer sida, así como el desarrollo de acciones jurídicas y de Incidencia política encaminadas hacia la sensibilización de las autoridades públicas gubernamentales, Empresarios del Sector Privado etc., sobre el respeto de los derechos de las personas enfermas , a fin de obtener no sólo una mejor calidad de asistencia sanitaria al paciente infectado, sino que contribuir al cumplimiento de sus derechos a trabajar honestamente a pesar de su padecimiento físico.

Se espera contribuir a la atención sanitaria de los enfermos que se encuentran en etapa terminal y que son asistidos por organizaciones que participan en coordinación con el Socio Local en la ejecución del presente proyecto (Hospicio San José, Hospicio Don de Dios, Programa Puerta Abierta, etc.), así como el apoyo a enfermos a través de la generación de autoempleo, con la finalidad de contribuir a la creación de fuentes de ingresos económicos.