Se encuentra usted aquí

RECONSTRUCCIÓN DE ESCUELA ISMA Y ABASTECIMIENTO DE AGUA EN KAZAL

Versión para impresiónEnviar por emailVersión PDF
País: 
Haití
Lugar: 
Kazal. Municipio de Cabaret, región de Kazal
Contraparte: 
Misioneros Claretianos de Haití
Coste: 
137.980,00€
Estado del proyecto: 
Ejecutado
Cofinanciadores: 
Beneficiarios
Contraparte local
Cáritas de Asturias
Fondo de Emergencia para Haití (PROCLADE Bética, PROCLADE Yanapay, PROCLADE Canarias, Enllaç Solidari Y KORIMA y Fundación PROCLADE)
Año inicio: 
2011
Año fin: 
2012

RECONSTRUCCIÓN DE LA ESCUELA ISMA Y ABASTECIMIENTO DE AGUA Y SANEAMIENTO EN KAZAL, MUNICIPIO DE CABARET, HAITÍ.

Este proyecto pretendía la reconstrucción entera de la escuela ISMA-Instituto San Miguel Arcángel, dotándola de una infraestructura sólida que quedó dañada tras el terremoto de Haití y poder, así, prestar mejor servicio al alumnado.

Los beneficiarios/as de este proyecto son los 300 alumnos/as que asisten a ella, desde el preescolar hasta la novena clase, es decir, 12 grados.

Tras el terremoto de enero de 2010, la escuela quedó gravemente dañada y, según criterio del Ministerio de Educación Nacional, había que demolerla entera por riesgo de derrumbe. El alumnado asistía a clase bajo unos toldos que se habían improvisado en el patio pero el calor era tan sofocante que después de tres o cuatro horas de clase, había que enviar al alumnado a sus casas sin poder realizar todas las actividades previstas en el currículo escolar.

El problema se agravaba además por el flujo de población que, huyendo de la destrucción de Puerto Príncipe, llegó a las poblaciones de donde cada familia era originaria, el alumnado está compuesto por los alumnos que ya tenía la escuela antes del terremoto y además los niños y niñas que llegaron de Puerto Príncipe tras el seísmo.

La asistencia del alumnado a la escuela es uno de los factores más estabilizadores de sus psicologías dañadas por las trágicas consecuencias del seísmo: muertes, pérdidas, obligado cambio de ambiente físico y afectivo etc. Procurar la asistencia a clase de toda la población infantil en un ambiente sereno es uno de los objetivos prioritarios.

Lo anteriormente señalado ya pueden ofrecerlo en la escuela ISMA reconstruida tras el terremoto, inaugurada con éxito y ya está prestando una educación en condiciones dignas y seguras a los alumnos que tanto han sufrido con el terremoto.