Se encuentra usted aquí

SI SALES A LA CALLE A DEFENDER LA JUSTICIA, COMBATES LA POBREZA

Versión para impresiónEnviar por emailVersión PDF

 

Ante las injusticias que pasan en el mundo y que el telediario nos cuenta todos los días, ¿quién no se ha sentido pequeño? ¿Insignificante? ¿Con poca capacidad de acción? Muchas veces, nos dejamos llevar por la impotencia, nos quedamos en el sofá de casa mientras nos quejamos sobre lo mal que está todo.

¡Se acabó! Tenemos que activarnos, ponernos en marcha y defender los valores en los que creemos y trabajar juntos por un mundo mejor.  

¿Cómo? Si sales a la calle a defender la justicia… combates la pobreza.

Puedes hacerlo de muchas maneras. Para empezar, apoyando las campañas de firmas, aunque, a veces dudemos de su utilidad, lo cierto es que con un gesto tan simple como firmar una petición, ayudamos a que otros presionen para que se dé el cambio. Sin embargo, podemos dar un paso más apoyando manifestaciones y marchas. Sal a la calle. Cuantos más seamos, más visibilidad daremos a ciertas causas.

¿Qué te mueve? Infórmate, busca plataformas que defiendan esa causa y sal a la calle. Los cambios nunca vienen por sí solos. 

¿Se te ocurren otras formas?