Se encuentra usted aquí

MUJERES INDÍGENAS, FUENTE DE CULTURA Y LIDERAZGO EN ECUADOR

Versión para impresiónEnviar por emailVersión PDF

La población indígena del Municipio del Cantón Morona en Ecuador vive en condiciones de pobreza extremadamente difíciles. Sus ingresos mayoritariamente provienen de la agricultura de subsistencia que representa un 73% del total de los mismos. Además, en esta área los niveles educativos son bajos, siendo esto un lastre que hace aún más vulnerable económicamente a esta población, más si cabe a las mujeres, responsables en múltiples ocasiones de los grupos familiares. Además, otros servicios básicos como el agua potable o el alcantarillado tampoco están garantizados, lo que disminuye también su calidad de vida.

Para tratar de mejorar las condiciones de vida de estas comunidades, y en especial de las mujeres indígenas shuar de este municipio, durante el último año la Fundación PROCLADE, ha desarrollado en esta zona un proyecto contando con la implicación directa de la población beneficiaria y que ha pretendido incidir especialmente en la realidad que viven estas mujeres.  Para ello, este proyecto ha trabajado especialmente en varios aspectos, tales como la promoción del liderazgo y fomento democrático en estas comunidades, en la sensibilización de la comunidad en una cultura de paz y en el impulso del empoderamiento económico de los grupos de mujeres dedicadas a elaborar artesanías, como cerámicas, que además recuperasen la identidad cultural indígena.

Para lograr estos múltiples objetivos, se han llevado a cabo diversos encuentros, jornadas de sensibilización, talleres de democracia, participación política y liderazgo, así como diversos talleres de capacitación y apoyo a la comercialización, especialmente centrados en la elaboración de cerámica  y bisutería (con la posterior distribución de productos en una tienda de artesanía online) que han logrado mejorar sus ingresos y también han potenciado en la comunidad la aparición de nuevos proyectos de emprendimiento. Además, se ha logrado abrir a medio y largo plazo una fuente alternativa de ingresos desde la autogestión y autobastecimiento.

El proyecto, a punto de finalizar, ha contado con la financiación española del Gobierno del Principado de Asturias y del Ayuntamiento de Avilés y su puesta en marcha ha conseguido beneficiar a 270 mujeres indígenas de la etnia Shuar, así como a sus 1.890 familiares.

Si quieres ayudar a que desde Fundación PROCLADE sigamos haciendo posibles proyectos como éste, puedes colaborar a través de este formulario (haz click aquí) o puedes apadrinar a un niño o una persona mayor a través de este otro formulario ( haz clic aquí).

 

Sin definir
Multilingual: