Se encuentra usted aquí

EMPODERANDO A LAS MUJERES, EMPODERANDO A LA HUMANIDAD

Versión para impresiónEnviar por emailVersión PDF

Sin igualdad y equidad entre mujeres y hombres no podemos hablar de desarrollo. Y esta equidad se hace tremendamente difícil cuando ellas siguen siendo el 70% de las personas que viven en extrema pobreza en el mundo. Por eso, el lema del Día Internacional de la Mujer 2015 es ‘Empoderando a las Mujeres, Empoderando a la Humanidad. ¡Imagínalo!’. Y desde Naciones Unidas se nos invita, en torno a este 8 de marzo, a recrear un mundo en el que cada niña y cada mujer pueda escoger sus decisiones, tales como participar en política, educarse, tener sus propios objetivos y vivir en sociedades sin violencia ni discriminación.

Además, en este 2015, el Día Internacional de la Mujer destaca por la Declaración de Pekín, un plan histórico firmado por 189 gobiernos hace veinte años para materializar los derechos de las mujeres. Si bien los logros han sido muchos desde entonces, las brechas que persisten son todavía muchas y muy profundas.

Con enfoque de género

Conscientes de esta situación, y que de parte de la solución pasa por empoderar a las mujeres en sus propios territorios, desde Fundación PROCLADE apostamos por proyectos que busque, desde un enfoque transversal, modificar las relaciones de inequidad de género existentes en todas las sociedades. Con esta idea viajamos hasta la Provincia de Morona Santiago, en Ecuador, una región donde, por poner un ejemplo, la tasa de analfabetismo en las mujeres supera en cuatro puntos a la de los hombres. Así, el proyecto ‘Formación para el empleo en turismo responsable en el Cantón Morona’ busca la participación protagonista de las mujeres en todos sus ámbitos. A través de una serie de cursos (mejoramiento de artesanías con semillas del bosque, gestión de espacios naturales, marketing turístico, manejo de microempresas…), se busca empoderar a las mujeres, tanto a nivel individual como colectivo, en una estrategia que responda, y cambie, la situación de subordinación que viven desde siempre.

Y para conseguirlo, el proyecto ha apostado por conseguir una cuota paritaria en todas sus instancias y ámbitos, tanto en el productivo como en el organizativo. Una forma de conseguir este empoderamiento de la mujer a través del cual se logre un empoderamiento de la humanidad. Porque imaginarlo es el primer paso, y hacerlo realidad el paso definitivo.

Español