Se encuentra usted aquí

paz

La semana pasada, un grupo de hombres armados irrumpieron con violencia en un colegio de Sudán del Sur para hacerse con dinero, ordenadores y teléfonos. Un ataque que afecta a la estabilidad del país pero ante el que sólo se puede responder con paz y esperanza

La buena noticia en el país es que los líderes parecen tener intención de lograr la paz; la mala, que el progreso es muy lento. La economía ahora mismo es un desastre: el país no tiene los ingresos que necesita y los pocos que tiene no se están utilizando en beneficio general del pueblo. Así lo explica el hermano Bill

Ante los últimos atentados en París y Beirut, que han dejado decenas de muertos y heridos, la CONGD condena el terrorismo y la violencia y recuerda la necesidad de promover la solidaridad entre los pueblos para luchar contra la violencia terrorista, la guerra, el racismo y la xenofobia

El hermano Bill nos traslada desde el país africano buenas señales de los intentos de compartir y vivir en paz. Sin embargo, también nos comparte las palabras de Torit Paride, obispo emérito, que se pregunta sobre los orígenes y consecuencias de la actual violencia en Sudán del Sur

Desde el país africano, el Hermano Bill nos traslada la situación que viven los sudaneses y en la que se mezcla la frustración y la falta de oportunidades con la esperanza. Además, nos recuerda la capacidad que tienen para apreciar lo que poseen

El Hermano Bill nos envía esta nueva carta desde el Sudán Sur, mostrándonos su preocupación por la falta de paz y estabilidad que persiste en esta zona, pero nunca falto de esperanza, fuerza y ganas, de que una situación más próspera es posible.

Etiquetas: 

Páginas

Suscribirse a RSS - paz