Se encuentra usted aquí

"Nuestra forma de hacer"

Versión para impresiónEnviar por emailVersión PDF

Consumir y hacer la compra parecen hechos sin importancia que afectan sólo al consumidor; sin embargo, el consumo es un hecho que afecta a toda la humanidad porque tras ese gesto concreto y cotidiano se esconden problemas sociales, políticos y medioambientales que alcanzan a todo el planeta. Para Fundación PROCLADE el Comercio Justo es una herramienta de sensibilización enmarcada dentro de la lucha contra la pobreza y a favor de la justicia. A través de actividades y materiales de sensibilización, jornadas solidarias, charlas de formación y venta de productos de Comercio Justo, todas las delegaciones de la entidad tratan de acercar la realidad de los productores del Sur y ofrecen esta alternativa al comercio tradicional que promueve los derechos laborales y humanos.

Desde 2016 nos acompañan dos simpáticos personajes: 'Taza de café' y 'azucarillo', que nos recuerdan la importancia de apostar por un comercio en el que salimos ganando todos y todas. Todo ello desde la marca 'haki', que en suajili significa derechos.

¿Qué es el Comercio Justo?

Las principales organizaciones de Comercio Justo (Fair Trade) o Comercio Alternativo (Alternative Trade) a escala internacional han consensuado la siguiente definición:

El Comercio Justo es un modo de comercio basado en el diálogo, la transparencia y el respeto, buscando una mayor equidad en el comercio internacional. Contribuye a un desarrollo sostenible ofreciendo mejores condiciones comerciales y asegurando los derechos de productores y trabajadores marginados, especialmente en el Sur. Las organizaciones de Comercio Justo, junto con los consumidores, están implicadas activamente en apoyar a los productores, sensibilizar y desarrollar campañas para conseguir cambios en las reglas y prácticas del comercio internacional convencional.

Criterios para el Comercio Justo

  • Garantiza un salario justo a productoras y productores que les permita tener unas condiciones de vida dignas.
  • Establece una relación a largo plazo favoreciendo que puedan planificar su propio desarrollo.
  • No hay explotación infantil.
  • Igualdad entre hombre y mujer
  • Productos de calidad. No es un donativo, es justicia, y deben ser productos competitivos en el mercado.
  • Participación en la toma de decisiones y funcionamiento democrático.
  • Prefinanciación, evitando el endeudamiento y favoreciendo que cualquier persona, por muy mala que sea su situación económica inicial, pueda empezar a producir y salir de esa pobreza.
  • Promoción de la protección del Medio Ambiente

Estos criterios no son exactamente los mismos en todos los países. NEWS! (Red Europea de Tiendas de Comercio Justo) Y EFTA (Asociación Europea de Comercio Justo), con el objetivo de unificar, elaboraron unos criterios comunes mínimos que toda organización de Comercio Justo debe cumplir. Puede haber alguna variación dependiendo del país, pues los criterios se han ido formando a medida que el comercio justo se ha desarrollado con las distintas organizaciones.

Productos Bio&Justo

También ponemos nuestros ojos en aquellos de Comercio Justo que, además, son biológicos. Productos que se caracterizan por estar elaborados son la adición de sustancias químicas, pesticidas, hormonas ni otros aditivos. Así, encontramos productos naturales y que conservan todo el sabor y sus propiedades nutritivas. En esta guía no están recogidos todos los productos de Comercio Justo que son biológicos. Pero sí se trata de una aproximación que iremos ampliando en base a vuestras sugerencias.